Una pareja que confió en nuestro trabajo para decorar su boda. Nos encantó realizar centros de flores tan elegantes, para un lugar tan espectacular. Además creamos un carrito para regalos donde la mano de la novia dejó su sello en una pizarra hecha por ella. Y es que las bodas decoradas sin duda aportan un extra de personalidad. Los rincones decorados se han convertido en un imprescindible en todas las bodas.